Notas de prensa

El CJE reivindica que las personas jóvenes puedan incidir directamente en la toma de decisiones.

Con motivo del día internacional de la juventud, 12 de agosto, el Consejo de la Juventud de España acoge la campaña de Naciones Unidas y del Foro Europeo de la Juventud, reivindicando “espacios seguros para la juventud”: estructuras a través de las cuales las personas jóvenes puedan participar e incidir directamente en la toma de decisiones. Según Ramos de la Rosa, presidente del CJE, “los espacios seguros para la juventud se caracterizan por tres aspectos clave: libre expresión de las personas jóvenes, la plena inclusión de estas y la participación en la toma de decisiones”.

Esta campaña surge como respuesta ante las condiciones en las que vive la juventud, que, en España, con un 35% de paro juvenil y 56% de sobrecualificación, es el colectivo con más personas viviendo bajo el umbral de la pobreza, según la encuesta de condiciones de vida del INE, datos de la EPA y el Observatorio de emancipación del CJE.
Con motivo del día internacional de la juventud, 12 de agosto, el Consejo de la Juventud de España acoge la campaña de Naciones Unidas y del Foro Europeo de la Juventud, reivindicando “espacios seguros para la juventud”: estructuras a través de las cuales las personas jóvenes puedan participar e incidir directamente en la toma de decisiones. Según Ramos de la Rosa, presidente del CJE, “los espacios seguros para la juventud se caracterizan por tres aspectos clave: libre expresión de las personas jóvenes, la plena inclusión de estas y la participación en la toma de decisiones”.

Esta campaña surge como respuesta ante las condiciones en las que vive la juventud, que, en España, con un 35% de paro juvenil y 56% de sobrecualificación, es el colectivo con más personas viviendo bajo el umbral de la pobreza, según la encuesta de condiciones de vida del INE, datos de la EPA y el Observatorio de emancipación del CJE.

Los Consejos de Juventud y las organizaciones juveniles no solo son espacios seguros para la juventud, sino que además los construyen. Estas inciden directamente en la toma de decisiones en sus respectivos ámbitos, canalizando y trasladando la voz de las personas jóvenes con el fin de satisfacer sus necesidades. 
De esta forma las entidades juveniles abogan por crear sociedades en las que las personas jóvenes puedan desarrollarse disfrutando plenamente de sus derechos. “Cada entidad juvenil desde su ámbito temático y territorial favorece que las personas jóvenes puedan encontrar lugares en los que se sientan cómodas y no juzgadas para manifestar sus opiniones y necesidades, donde puedan tomar parte para transformar y mejorar su realidad y hacer incidencia y llevar su voz a aquellos espacios de toma de decisiones”, expone Ramos de la Rosa.

Las entidades juveniles inciden en los espacios que ya existen para transformarlos en espacios seguros, al tiempo que fomentan la producción de nuevos, como puede ser la creación de una Comisión en el Congreso que aborde exclusivamente las cuestiones relativas a este colectivo o de un tratado internacional sobre derechos de las personas jóvenes, como ya recomienda el Alto Comisionado para los DDHH de las Naciones Unidas.