Notas de prensa

El CJE pide la absolución de los dos activistas detenidos en el asalto policial al Centro Social 13 Rosas y reclama que se asuman responsabilidades

15 de febrero de 2016. El Consejo de la Juventud de España (CJE) denuncia que, después de dos años del asalto policial al Centro Social 13Rosas de Alcalá de Henares, todavía sigue pendiente la situación legal de las dos personas activistas detenidas en dicha acción. 
El CJE recuerda que hace dos años, en la madrugada del 14 al 15 de febrero de 2014, las policías local y  nacional entraron en la sede sin orden judicial y sin razón alguna que justifique el registro realizado ni tampoco la violencia ejercida sobre las personas que se encontraban en el momento de los hechos en el Centro Social 13Rosas. Dos fueron detenidas y se enfrentan a penas de hasta cuatro años de prisión por, presuntamente, atentar contra la autoridad.

El Consejo de la Juventud de España subraya que, desde entonces, los dos activistas, Elena y Jesús, sufren medidas cautelares que les impiden salir del país y tienen que personarse en el juzgado para firmar cada 15 días. El caso se compone de dos denuncias, la de la policía contra los activistas y la de ellos mismos contra la policía, que en la actualidad se agrupan en una sola causa. El CJE respeta todo proceso judicial pero, en este caso, pide celeridad y considera que hay indicios suficientes sobre la inocencia de los activistas, ya que la acción policial en cuestión fue grabada por un cámara de televisión; en dicha grabación, la policía reconoce que el motivo del asalto y la detención es solamente ideológico. En este sentido, el CJE recuerda que el derecho de reunión, de participación, la libertad de asociación y de expresión son derechos y libertades fundamentales de las y los españoles que deben estar garantizadas en todo Estado democrático.

El Consejo de la Juventud de España (CJE) muestra su preocupación por el aumento de detenciones injustas amparadas en la Ley de Seguridad Ciudadana, conocida como Ley Mordaza, que es contraria a los principios de la democracia al atentar contra derechos fundamentales de la ciudadanía recogidos en la Constitución y reconocidos también en distintos tratados internacionales suscritos por España, como la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Prueba de ello es la reciente detención sin fianza en Madrid de dos titiriteros y la retirada sus pasaportes, por el mero de hecho de representar ante un público infantil una obra destinada a personas adultas. Asimismo, el CJE espera que el juicio contra los  llamados ‘8 de Airbus’ por ejercer el derecho a huelga termine con la absolución de las personas acusadas y que el futuro Gobierno revierta la dinámica actual de criminalización de la ciudadanía que ejerce democráticamente sus derechos de reunión y manifestación.